Utopía mexicana

Por: Antonio Herrera

“Que no se descuide tanto la educación de la mujer y se recogerán provechosos frutos y palpables buenos resultados. Que los hombres en vez de formarse una profesión de la política, se hagan científicos o artesanos. El pan que se gana con las revoluciones está empapado con lágrimas y sangre. Que la prensa en vez de ser órgano de persecuciones, y centro de ridículas cuestiones privadas, de insolencias y de parodias, sea fuente de luz donde se discutan los intereses nacionales”.

Juan Díaz Covarrubias.

¿Quién será nuestro próximo Presidente?

El que gobierne a favor de la unión, la paz y el trabajo. Que forme un gabinete a base del talento y honradez.

Que garantice los derechos de los mexicanos y que sea solidario con ellos sin ser asistencialista. Que esté en contra de la tiranía y defienda primordialmente al ciudadano.

Que propicie una mejor educación e infraestructura velando por el desarrollo social y no por los intereses de su apellido y sus allegados.

Que busque prosperidad y construya hogares que permitan vivir para salir a explorar. Y lleve cultura en donde no hay escuelas creando poblados generadores de conocimiento que recorra los desiertos, las selvas, los volcanes y todas las costas.

¿Quién será el que lleve seguridad a la sierra de Guerrero y a las autopistas de Tamaulipas y proteja la falta de abundancia de agua? ¿Quién llevará más seguridad a las fronteras y a quienes cruzan por ellas?

“Si México respirara durante diez años ‘el regenerador aliento de la paz’, se realizaría tan dulce ilusión patria”.

El poder debe de llegar a quien no olvide proteger al indefensos y curar al enfermo. Quien aumente las cosechas de maíz, chile y tomate. Que de opciones y oportunidad al talento.

Pero también necesitamos de un Presidente que nos haga dignos del trabajo, porque estaremos preparados. Y formaremos grupos y fortaleceremos el tejido social pues tenemos que verificar que no nos sean corruptos.

Que la honradez no sea una virtud que se enseñe en las aulas y sí en casa. Quien vea a tu familia y a mi familia como iguales. Entre todos respetaremos las ideas diferentes y México seguirá dando la bienvenida a otras naciones.

“Todo progreso es un esfuerzo, todo esfuerzo es una pena, y toda pena tiene su gemido. Las transformaciones políticas son una labor, el pueblo es el obrero de su propio provenir. ¡Cuidado!, el porvenir le mira y le aguarda.”

Quien nos gobierne que nos haga cumplir las leyes que nosotros aseguraremos que ellos también las cumplan. ¿Quién protegerá al medio ambiente mas que nosotros?

“Si el pasado es un abismo, el presente es una esperanza, y el porvenir es la felicidad.”

Y quien sea quien nos gobierne, traiga consigo un porvenir dichoso a México.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: